Tag Archives: Financiación de la Iglesia

En ti creemos, oh dinero

27 Oct

Hace mucho tiempo que no escuchamos protestas de la Iglesia Católica. Es como si hubiera pretendido desaparecer del foco mediático (aunque en breve con la llegada del Papa por unos momentos volverán a acaparar el protagonismo).
Después de varios años de volver al modelo “monje-guerrero” presentando batalla continua contra la mayoría de las medidas del gobierno, ahora calla. Un silencio bien medido.
Posiblemente el giro a la derecha de las políticas del gobierno tenga algo que ver, y el hecho que no se intente avanzar en conquistas sociales no provoca roces.
Pero mucho me temo que la Iglesia está dejando que pase el temporal de los recortes y de la Reforma Laboral. Saben que no está el “horno para bollos” y que ellos siguen cobrando unas subvenciones enormes por parte del Estado. Sin embargo, lejos de los focos mediáticos, los voceros de su cadena golpean a los sindicatos mayoritarios por recibir subvenciones del Estado a Ella ni los más “progres” de las ondas la roza por este motivo (será que los están inflando a publicidad con la famosa “X”).
Es vergonzoso, que un Estado democrático siga financiando a las religiones por el mero hecho de serlo y con dinero de todos, creyentes o no. Habrá quien argumente que tenemos la libertad para poner la cruz en la declaración de la renta, pero eso es un simple lavado de cara que no va al problema de raíz. Es decir, tiene un privilegio sobre el resto de asociaciones. Nadie puede especificar que ese dinero que estamos obligados a pagar vaya para una asociación que el crea conveniente como pudiera ser una asociación cultural o deportiva de su barrio, de su pueblo, etc Sin embargo para la Iglesia, sí ¿por qué?

Son varios los conceptos por los que la Iglesia obtiene ingresos del Estado, y aunque no está claro las cantidades oscilan entre 6.000 y los 10.000 millones de Euros, según las fuentes y los cálculos que se hagan de las ventajas fiscales. ¿Hasta cuando?

Todos sabemos que existe una especie de Concordato entre el Estado español y la Iglesia Católica desde hace más de treinta años, según el mismo la Iglesia debería llegar a la autofinanciación. ¿Es justa esta situación? ¿Se le pondrá un plazo a esta autofinanciación? ¿En esta época de recortes sociales no sería lógico que se utilizaran estos fondos para mantener el Estado del Bienestar?

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: